Cesar Augusto


Movió el mundo con su ímpetu. 
Ganó guerras y conquistó ciudades por donde pasaba.
Fundó Caesar Augusta en su tercer viaje a Hispania, sobre  un lugar llamado Salduie. Obtuvo todos los títulos que se podían tener en el imperio Romano hasta llegar a ser el Gran emperador.
Adorado y venerado por todos en su presente y ahora en este su futuro, sigue ahí, manteniendo su poderío, el gran Octavio Cesar Augusto.
Hizo de esta ciudad un puerto fluvial próspero, imponente, una puerta de exportación e importación entre el mediterráneo y toda la Hispania.
Lo veo y le sonrío todas las mañanas. Nació con estrella, pero trabajó mucho para mantener su posición.
A mí, Cesar (como le digo yo en confianza) me inspira,
me da fuerzas, me hace valorarme cada día mas.
Esa estatua es la representación de años de dedicación y esfuerzo para lograr una meta. 
Cesar, con tu mano erguida, dime siempre por donde conduzco hacía el éxito, quédate en la puerta de Toledo para siempre junto a las murallas y deja que todos los que te ven, sientan esa gran admiración que siento yo por tí y todas tus hazañas.
Gracias por regalarme esta ciudad para sentirla mía y comérmela con chocolate y torrijas.

Salduie→ CaesarAugusta→ Saraqusta→ 

Çaracozta→Çaraçoca→ Zaragoza.















Entradas populares de este blog

LO DIFICIL QUE ES CUMPLIR 16 AÑOS

TALLA 40

SUERTE, RESUERTE Y RECONTRASUERTE