Queridos Reyes Magos:

Queridos y esperados Reyes Magos:
Ya nació el niño Dios y nos trajo muchos regalitos como de costumbre, el 25 amanecimos llenos de muchos detalles junto al arbolito de navidad. papá Noel también estuvo por aquí y le dejamos las galletas y la leche para que no pierda su figura. Ahora tendremos que esperar vuestra llegada el 6 de enero, que nunca he entendido por que llegaís tan tarde, pero bueno todo lo que sea esperar regalos bienvenido sea a cualquier hora.
Este año no voy a pedir paz para el mundo ni que se acaben las guerras, ni que la igualdad entre hombres y mujeres sea un hecho real, en fin para que, si llevo toda la vida pidiendo lo mismo y nada pasa. Tampoco voy a pedir que desaparezcan las drogas que matan a nuestros adolescentes ni que se acabe el hambre en el mundo, al final pasan y pasan los años pero los problemas siguen iguales. Este año no quiero ni nombrar en mi carta la injusticia social, ni la explotación de los niños, ni las leyes absurdas que muchos paises aprueban (un ejemplo la nueva ley del aborto en españa) y ni esperar que cambie algo en oriente de donde se supone que llegaís vosotros, por que allí si que suceden cosas horribles. Al final voy a pedir un jersey azul, unas botas negras que vi en carolina boix y unos pendientes, por que esas cosas si se cumplen, ah y la guitarra clásica que quiere el camilo. eso si que llega y puntual por que me entere por debajo de cuerda que vosotros le entregaís el dinero a mi marido para que lo compre. pero bueno así es la vida, ya se que esta carta tiene toques de resignación y no concuerda con mi optimismo de siempre pero que le vamos a hacer, la vida es como es y no como una quisiera...
un abrazo. Sara.

Entradas populares